Té para reducir el estrés

¿Qué es el estrés?

El estrés puede deberse a alguna situación que haga que una persona se sienta frustrada, enojada o nerviosa. Es una reacción del cuerpo en forma de un sentimiento de tensión física o emocional, generada por un desafío. Hay varias formas de tratarlo, incluyendo té para reducir el estrés,  porque lo más importante es la relajación de la persona.

Riesgos del estrés

Cuando el estrés se manifiesta en pequeños episodios, el estrés puede ser positivo y ayudar a evitar un peligro. Sin embargo, cuando dura mucho tiempo puede llegar a ser muy perjudicial para la salud de cualquier persona.

Cuando se encuentra en una situación de mucho estrés, el cuerpo libera hormonas que hacen que el cerebro esté más alerta.  Esto también causa que los músculos del cuerpo se tensionen y aumente el pulso del corazón.

Estas reacciones son eficaces a corto plazo porque ayudan a lidiar con una situación estresante de la mejor manera posible. De esta manera, evitamos el peligro y encontramos soluciones a los problemas de forma rápida, eficaz y creativa.

No obstante, cuando se trata de estrés crónico, el cuerpo se mantiene alerta a pesar de que no haya ningún peligro. A largo plazo esto puede derivar en problemas de presión arterial alta, insuficiencia cardíaca, diabetes, obesidad, depresión, ansiedad, problemas de la piel, acné o problemas menstruales.

Otros síntomas físicos del estrés incluyen diarrea, problemas sexuales, estreñimiento, dolores frecuentes, dolores de cabeza, cuello o mandíbula rígidos, pérdida o aumenta de peso, o malestar estomacal.

Artículos que debes leer
1 De 78

Asimismo, también puede tener síntomas emocionales como falta de energía o concentración, mala memoria, cansancio, problemas para dormir o dormir demasiado y uso de alcohol o drogas para relajarse.

Té para reducir el estrés

té para reducir el estrés

Si se desea controlar el estrés, se pueden realizar distintas actividades como ir al gimnasio, hacer yoga o tomar té para reducir el estrés. Para estos últimos, existen una gran cantidad de recetas populares que puedes probar hasta encontrar aquella que te funcione y sepa mejor.

Tomar té de valeriana o de tila o infusiones de melisa o toronjil, son forma naturales de relajarte. La infusión de las hojas y flores de lavanda antes de cada comida también es muy recomendada, además tiene un increíble aroma que te calmará.

Las hojas trituradas de kaki o palosanto con un pedazo pequeño de jengibre y miel con  agua hervida es otro buen té para reducir el estrés. Esta receta se recomienda consumirla de noche justo antes de acostarse a dormir.

El té de albahaca es muy sencillo de preparar y ofrece múltiples propiedades anti- estrés. Para elaborarlo, tan solo hierve una taza de agua y coloca 5 gramos de hojas de albahaca en ella. Espera 3 minutos a que los dos ingredientes se mezclen antes de colarlo y endulzarlo al gusto.  Lo recomendable es consumir una taza después de cada comida.

Más recetas de té para reducir el estrés

Otra buena receta se prepara con una cucharada de tila, una cucharada de valeriana y una cucharada de espino blanco. Estas se deben mezclar en un litro de agua hirviendo y dejar reposar por aproximadamente 15 minutos antes de tomar. La cantidad recomendada de este té es una taza al día.

La manzanilla es otro ingrediente que aporta varios beneficios al organismo. Además de curar dolores de estómago, tomar una taza de manzanilla caliente ayuda a despejar la mente.

Además de los tés, un jugo de una banana, pera, fresas y una cucharada de levadura de cerveza. Especialmente, es un excelente remedio para el estrés.  Para prepararlo, pela todas las frutas mencionadas antes de picarlas y colocarlas en la licuadora. Antes de servir, añade la cucharada de levadura de cerveza para el toque final.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.