Propiedades nutricionales del pollo

El pollo es comúnmente conocido al estar presente en muchas de nuestras comidas. De hecho, no solo es un plato muy delicioso, sino que además posee propiedades nutricionales que son muy beneficiosas para nuestro cuerpo. Además, el pollo contiene proteínas de alta digestibilidad que lo hacen ideal para las personas que requieren algo nutritivo y suave. Por tal razón, te contaremos las propiedades nutricionales del pollo, para que puedas sacarle el máximo provecho a este alimento altamente saludable y rico.

Propiedades nutricionales del pollo

propiedades nutricionales del pollo

Sin duda alguna, existen diversas propiedades nutricionales del pollo, principalmente es una gran fuente de proteínas. Además, aporta a nuestro organismo: potasio, calcio y muy pocos carbohidratos y calorías.

De hecho, una de las principales características que hacen al pollo parte de una comida ideal es que mantiene el estómago lleno por varias horas a diferencia de otros alimentos, lo que puede ser de gran ayuda si buscas bajar de peso.

Además, al ser un alimento altamente nutritivo, es ideal para las personas enfermas, ya que contiene muchas proteínas que son digeridas fácilmente por nuestro sistema digestivo, así que no recarga tu estómago y te alimenta.

Aunque, siempre se ha creído lo contrario, la carne de pollo contiene en promedio, un 20% de proteínas al igual que la carne de vaca y además es más bajo en grasas, y no contiene cantidades apreciables de carbohidratos.

Beneficios

En el pollo destaca principalmente por su aporte proteico, así como su contenido de ácido fólico y vitaminas B3, ideales para un correcto funcionamiento cerebral.

Además, posee elevadas cantidades de hierro, que interviene en la formación de glóbulos rojos y en el transporte de oxígeno;  fósforo que ayuda en la formación de los huesos y potasio, que es esencial para la contracción muscular y el funcionamiento del corazón;  zinc, que mejora el sistema inmunitario. Y minerales esenciales para cualquier persona y aún más para los amantes de la actividad física.

También, aporta una gran cantidad de vitaminas del complejo B, el cual tiene propiedades antioxidantes y anticancerígenas, protegen al sistema nervioso e intervienen en el metabolismo que provee la energía al cuerpo para su normal funcionamiento.

Sin embargo, no es lo mismo comer las partes blancas del pollo que las partes más oscuras, debido a que las más oscuras contienen una gran cantidad de mioglobina, más hierro, zinc y vitaminas del complejo B que las blancas.

Aunque, si bien ellas son más nutritivas, también contienen muchas más calorías, por lo que si deseas aumentar de peso, o sufres de anemia, lo más recomendable sería que consumas las partes oscuras del pollo (como las piernas y los interiores), pero si por el contrario, quieres bajar de peso, mejor come solamente los músculos (carne blanca).

No obstante, debemos de tener en cuenta que si bien el polo es bajo en colesterol, el cuero del pollo no tiene las mismas propiedades que la carne en sí, pues la piel del pollo posee muchas calorías y alto contenido de colesterol ya que está formada principalmente por grasa, por lo que debes evitar su consumo a la manera posible.

Coma más pollo

En todo caso, sabemos que el pollo es la variedad de carne más consumida en los hogares. De hecho, es bien conocida por sus propiedades nutricionales. Pero, es importante destacar que, según cómo se cocine, este alimento puede perder más o menos nutrientes.

Por lo tanto, a mayor cocción, más perdida de nutrientes y, a menor cocción (como a la plancha) más se conservan. Sin embargo, existen muchas maneras de cocinarlo y en cada hogar se utilizará un método u otro, lo realmente importante es que este plato no puede faltar en tu dieta si deseas obtener todas las propiedades nutricionales del pollo.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.