Propiedades medicinales del llantén

Propiedades medicinales del llantén

El llantén es una hierba muy común, ella crece espontáneamente en prados y campos no cultivados. Esta plata tiene varias clases, entre ellas, la que se usa más es la que tiene hojas anchas y largas. Se utilizan las hojas y semillas. De hecho, el llantén es una planta llena de mucílago, y tienen además saponinas, ácido oxálico, ácido cítrico y potasio.

Propiedades medicinales del llantén

El llantén es una planta proporcionada con grandes propiedades medicinales, tanto así que de ella se le da uso a la hoja así como las semillas. Esta planta de grandes hojas verdes, es sumamente usada para la preparación de remedios naturales ya sea para el trato de enfermedades como resfriados, bronquitis, infecciones urinarias o hemorroides.

De igual manera, es un poderoso anti-inflamatorio y cura irritaciones tanto de los ojos como de la piel.

Ahora bien, el llantén brinda diversos beneficios y sus propiedades son muchas, entre las aflicciones que se pueden tratar con esta planta están:

  • Alivia la tos
  • El asma
  • La bronquitis crónica
  • La faringitis
  • La laringitis
  • La sinusitis
  • Las gripes
  • Los resfriados comunes

En efecto, todas las propiedades medicinales del llantén son debido a que tiene una considerable cantidad de antioxidantes, los cuales ayudan a proteger y a prevenir los daños que causan los radicales libres.

Las semillas del llantén

Sucede pues que tanto las hojas como las semillas del llantén se utilizan en el campo de la medicina natural como antibacteriano, anti-inflamatorio, antiséptico, antitusivo, astringente, diurético, emoliente, expectorante y laxante. Asimismo, se le puede utilizar para beberlo en forma de té o aplicado en las partes afectadas como cataplasma.

Artículos que debes leer
1 De 78

También, otra propiedad medicinal del llantén, es que es constantemente utilizado para tratar y aliviar las infecciones urinarias, así como diversos problemas de la vejiga, de hecho, es muy bueno al momento de tratar problemas de hipertensión y los altos niveles de azúcar en la sangre.

Igualmente, el llantén tiene la propiedad medicinal para ayudar a sanar problemas de digestión como intestino irritable, diarrea, ulceras y demás. Del mismo modo es muy útil para aliviar el dolor de las hemorroides y para bajar la fiebre.

Incluso con el llantén se puede hacer enjuagues bucales para curar las heridas de la boca y las encías.

Usualmente el llantén se administra mediante vía oral ya que no tiene ningún efecto secundario. Sin embargo, existen algunas personas que resultan alérgicas al melón probablemente también lo sean ante el llantén. Es esencial tener un cuidado especial en estos casos.

Consecuentemente, el llantén no debe ser consumido por mujeres embarazadas porque se puede provocar un aborto involuntario ya que el llantén puede inducir algunos cambios en el útero.

Mediante uso interno

Esta forma de usar el llantén impide que se desarrollen microbios patógenos (vaginitis,  flujo blanco y leucorrea). Funciona para aliviar tumores malignos.

Por otro lado, contra ayuda a combatir el  catarro bronquial, funciona como depurativo, es emoliente. Combate la tos, la ronquera, la tos ferina y también cicatriza la mucosa del aparato digestivo (gastritis, úlceras).

Mediante uso externo

Se puede preparar en infusión para hacer gárgaras contra amigdalitis, y para baños oculares como colirio; en cataplasma para tumores e irritaciones de la piel.

Como jugo

Por otra parte, el llantén se puede preparar en jugo y este se extrae al machacar un puñado de hojas frescas y estrujándolas; luego se las pasa por un cedazo o paño limpio. De esta forma se usa para curar heridas y para dolor de oídos.

Como infusión

El llantén se prepara como infusión cuando se va agregando agua hervida a una hoja grande o tres pequeñas. Se debe dejar reposar y se puede endulzar con miel, si se quiere. Beber caliente dos o tres tazas por día. Funciona para los resfríos.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.